Un rey no se da por vencido por la opinion de sus enemigos

Un rey no se da por vencido por la opinion de sus enemigos

Un rey no se da por vencido por la opinion de sus enemigos